Voy a estudiar a Canadá para después aplicar para la residencia

Muchas personas creen que estudiar en Canadá garantiza la residencia permanente pero esto no es exactamente así
Toronto · Publicado el: 26 mayo, 2020

Esta es pro­ba­ble­men­te la fra­se que más oigo du­ran­te las con­sul­tas y aun­que per­so­nal­men­te pien­so que es­tu­dio es el ca­mino más via­ble para al­can­zar la re­si­den­cia per­ma­nen­te en Ca­na­dá, lo cier­to del caso es que la ley y las ma­te­má­ti­cas di­cen y de­mues­tran que por sí solo, lo úni­co que el es­tu­dio ga­ran­ti­za son unos cuan­tos años de es­ta­día en Ca­na­dá; pero del per­mi­so de tra­ba­jo de post­gra­dua­do para ade­lan­te, el des­tino fi­nal lo de­ter­mi­nan otros fac­to­res.

Esta se­ma­na tuve dos con­sul­tas que me par­tie­ron el alma. Dos fa­mi­lias que lle­ga­ron a On­ta­rio con la ilu­sión de es­ta­ble­cer­se aquí. Am­bas le­ye­ron cuan­to ar­tícu­lo en­con­tra­ron, par­ti­ci­pa­ron en cuan­to we­bi­nar es­ta­ba dis­po­ni­ble, vie­ron to­dos los ví­deos de You­tu­be y par­tien­do de allí se re­gis­tra­ron en un co­lle­ge en On­ta­rio y em­pren­die­ron el via­je de sus sue­ños, el que, es­ta­ban con­ven­ci­dos, los lle­va­ría a ser por­ta­do­res del pa­sa­por­te ca­na­dien­se; solo para dar­se cuen­ta tres años más tar­de y 45,000 dó­la­res me­nos en sus cuen­tas ban­ca­rias, que hubo un error de cálcu­lo… o de in­ter­pre­ta­ción…por­que es­tu­diar en Ca­na­dá no da de­re­cho a re­si­den­cia; el es­tu­dio po­dría (con­di­cio­nal) even­tual­men­te (de­pen­dien­do de otros fac­to­res) lle­var a la re­si­den­cia per­ma­nen­te.

En el pri­me­ro de los ca­sos, al PGWP le que­da ya muy poco tiem­po de vi­gen­cia y aun­que exis­te la po­si­bi­li­dad, so­bre el pa­pel, de con­se­guir una no­mi­na­ción pro­vin­cial en On­ta­rio; las po­si­bi­li­da­des en la prác­ti­ca no son mu­chas. Y es esto jus­ta­men­te lo preo­cu­pan­te de esta si­tua­ción, el he­cho de que el pa­pel aguan­ta con todo.

On­ta­rio al igual que to­das las pro­vin­cias y te­rri­to­rios de Ca­na­dá (con ex­cep­ción de Nu­na­vut) tie­nen un pro­gra­ma de no­mi­na­ción pro­vin­cial pero el fac­tor ofer­ta/​de­man­da com­bi­na­do con el sis­te­ma de pro­ce­sa­mien­to de las so­li­ci­tu­des de no­mi­na­ción de On­ta­rio ha­cen de este pro­gra­ma el más com­pli­ca­do de to­dos; aun­que cu­rio­sa­men­te es uno de los que tie­ne los re­qui­si­tos más sen­ci­llos de cum­plir. Con­tra­dic­to­rio, de­fi­ni­ti­va­men­te, pero no por ello me­nos cier­to.

A esta fa­mi­lia le que­da en­ton­ces la ta­rea de en­con­trar una em­pre­sa que cum­pla con los re­qui­si­tos de la pro­vin­cia de nú­me­ro de em­plea­dos y fac­tu­ra­ción anual y que quie­ra dar­les la ofer­ta de tra­ba­jo que les per­mi­ta pre­sen­tar su so­li­ci­tud de no­mi­na­ción en el mo­men­to que abra el pro­gra­ma. Lo más di­fí­cil de esto no está en los re­qui­si­tos, sino en en­te­rar­se a tiem­po del mo­men­to en que On­ta­rio abre la ca­te­go­ría para apli­ca­cio­nes y ade­más es­pe­rar ser de los muy afor­tu­na­dos que al­can­cen a ser de los pri­me­ros en dar “sub­mit” cuan­do el por­tal de On­ta­rio se abra (que nun­ca avi­san con an­ti­ci­pa­ción cuan­do será).

Los cu­pos que tie­ne la pro­vin­cia para no­mi­na­cio­nes son po­cos, al­re­de­dor de 3600 a los que se pue­de apli­car, por­que los otros más o me­nos 3000 los re­ser­va On­ta­rio para se­lec­cio­nar can­di­da­tos di­rec­ta­men­te del Ex­press En­try fe­de­ral. Es­tos 3600 cu­pos hay que di­vi­dir­los en 8 ca­te­go­rías. Esta es, real­men­te, la ba­rre­ra más gran­de que tie­ne On­ta­rio… las ma­te­má­ti­cas: 197,000 es­tu­dian­tes in­ter­na­cio­na­les al año, 60,000 tra­ba­ja­do­res ex­tran­je­ros, más los de­pen­dien­tes de es­tu­dian­tes y tra­ba­ja­do­res, com­pi­tien­do por 3,600 cu­pos en un mer­ca­do en que se re­ci­ben 150,000 nue­vos re­si­den­tes per­ma­nen­tes cada año a quie­nes las em­pre­sas pue­den con­tra­tar sin ad­qui­rir com­pro­mi­sos con el Mi­nis­te­rio de In­mi­gra­ción, el de desa­rro­llo so­cial Fe­de­ral o el de Desa­rro­llo Eco­nó­mi­co de la pro­vin­cia.


Lee también: ¿Puedo salir de Canadá mientras extiendo mi permiso?¿Me mantendría en estatus implícito si salgo del país?


En el se­gun­do caso, la si­tua­ción está un poco más fá­cil, ape­nas van a so­li­ci­tar el PGWP así que que­dan to­da­vía 3 años por de­lan­te para con­se­guir el so­por­te de una em­pre­sa para una no­mi­na­ción pro­vin­cial. Esta fa­mi­lia aún tie­ne tiem­po para dar­se el lujo de eva­luar otras op­cio­nes… no sin ries­go, por­que para los pro­gra­mas pro­vin­cia­les y ru­ra­les uno de los fac­to­res de­ter­mi­nan­tes es la in­ten­ción de re­si­den­cia en la pro­vin­cia/​ciu­dad don­de se está so­li­ci­tan­do la no­mi­na­ción y el ha­ber vi­vi­do, es­tu­dia­do y tra­ba­ja­do en On­ta­rio, po­dría ser con­si­de­ra­do un fac­tor ne­ga­ti­vo al so­li­ci­tar la no­mi­na­ción en otra par­te del país; pero por lo me­nos las po­si­bi­li­da­des de esta fa­mi­lia son me­jo­res.

Ca­na­dá es el se­gun­do país más gran­de del mun­do en ex­ten­sión, con una po­bla­ción de casi 38 mi­llo­nes de ha­bi­tan­tes don­de 12 pro­vin­cias tie­nen pro­gra­mas de no­mi­na­ción pro­vin­cial (o un sis­te­ma de se­lec­ción si­mi­lar), 11 ciu­da­des per­te­ne­cen al pro­gra­ma pi­lo­to ru­ral y 4 pro­vin­cias tie­nen pro­gra­ma pi­lo­to adi­cio­nal al pro­vin­cial don­de exis­ten cer­ca de 20 pro­gra­mas de ne­go­cios y 9 tra­ta­dos de li­bre co­mer­cio. Un país, como en cual­quier otro don­de la ley de ofer­ta y de­man­da de­ter­mi­na, im­plí­ci­ta­men­te, el éxi­to o el fra­ca­so de más que sim­ple­men­te la eco­no­mía, un país con un sis­te­ma de in­mi­gra­ción di­se­ña­do para se­lec­cio­nar los me­jo­res de los me­jo­res y don­de la im­pro­vi­sa­ción no tie­ne ca­bi­da.

Es de­ci­sión per­so­nal cómo se atra­vie­se el Atlán­ti­co, si en cru­ce­ro o re­man­do, por­que lo que sí que­da cla­ro es que in­mi­grar no es un via­je en avión, in­mi­grar toma tiem­po, per­se­ve­ran­cia, tra­ba­jo, un poco de frus­tra­ción, pero so­bre todo pla­nea­ción, por­que en las ma­le­tas solo ca­ben unas cuan­tas co­sas y para lle­gar a buen puer­to, ha­bien­do dis­fru­ta­do del via­je, se ne­ce­si­ta ha­ber em­pa­ca­do no solo lo in­dis­pen­sa­ble sino tam­bién lo apro­pia­do.


¿Tienes mayores dudas? Puedes contactar a Claudia Palacio, de Palacio Immigration Consulting, experta en migración con años de experiencia y casos exitosos. No dejes que nada se interponga entre tú y tus sueños. Ingresa acá y conoce cómo puedes asesorarte con ella directamente.

(Fotos: Kyle Gregory Devaras/AnneLaure Artaud/bantersnaps)

Inmigración a Canadá


Claudia Palacio
Consultora de Inmigración Certificada, Miembro activa del Inmigration Consultants of Canada Regulatory Council (ICCRC) con más de 10 años de experiencia en Consultoría de Inmigración. Graduada con Honores del Programa de Inmigración de Seneca College en Toronto.

Contacta a Claudia

El autor de este artículo espera tus consultas.
Ingresa tus datos y envía tu pregunta:

o escríbele por:

X
¿Qué estás buscando?