TorontoHispano.com logo

Business
Participa: FORO Foro se Renovó | Chat | Clasificados | Trabajos | Recomienda TH |   |  
Follow us:    

 
Publicidad



Trabajos
Find a Job Búsqueda avanzada
Keywords:
Location:
Trabajos en Toronto
 
La escasez de médicos y la integración de doctores extranjeros
a la fuerza laboral:


Falta de médicos en la fuerza laboral

Muchas palabras y pocas acciones.

Cuando era un jovencito y cometía una atrocidad por la cual mis padres me regañaban, recuerdo que le preguntaba a mi padre: "por qué siempre te fijas en lo malo? También hago cosas buenas", a lo cuál mi padre respondía: "porque lo bueno esta bien, pero debo enfocarme en lo malo porque está mal y debes arreglarlo."

El 22 de marzo pasado decidí asistir a un excelente evento organizado por la Colombian Canadian Professional Association (CCPA) donde el mismísimo Ministro de Salud de Ontario, el Honorable George Smitherman estaría presente respondiendo a las preguntas de la audiencia. Todo emocionado, imaginé que nadie sería mejor que él para hablarnos de los planes del gobierno destinados a reconocer la educación y experiencia de los médicos extranjeros, con miras a integrarlos rápidamente a la fuerza de trabajo de la provincia y combatir así la escasez de doctores que aqueja no sólo a la provincia sino a todo el país.

Su objetivo para esa noche no era realmente resolver las dudas de la audiencia ni hablar de sus planes. Lo único que hizo fue hablar de los "logros" de su ministerio y recordarnos que pertenece al riding de Toronto Centre - Rosedale, que es Liberal y que cree en la doctrina de Pierre Trudeau, quien fuera Primer Ministro del país en otros tiempos.

Esto lo repitió tantas veces que olvidé que estaba en una charla para doctores y pensé que saliendo de ahí iba a tener que ir a votar (no por él).

Después de no decir realmente nada el Ministro tomó su lugar en la mesa de honor, cediendo la palabra a Don Federico Carrillo, Director Ejecutivo de la Association of International Physicians and Surgeons of Ontario (AIPSO). El Doctor Carrillo habló de forma magistral, firme y respetuosa, y procedió a listar los problemas y las soluciones propuestas por AIPSO, dirigiéndose naturalmente a la audiencia, pero principalmente al Ministro que estaba sentado al lado de él.

Haber escuchado al Ministro hablar por 15 minutos sin decir realmente nada ya me había decepcionado. Pero su actitud mientras el Dr. Carrillo le hablaba fué la gota que derramó el vaso: se miraba las uñas, jugaba con su bolígrafo, miraba para otro lado y de vez en cuando movía la cabeza de un lado a otro, en desacuerdo con lo que decía el Dr. Carrillo. Después el Ministró respondió a preguntas previamente aprobadas por él, que seguramente fueron seleccionadas porque no causarían controversia alguna ni lo harían verse mal.

Pero antes de responderlas el Ministro se aseguró de que nos quedará claro a los ahí presentes que, decir que los doctores extranjeros están repartiendo pizza, tal como lo dijo el Dr. Carrillo, simplemente NO era un argumento justo o válido, que se han hecho cosas buenas, y que a todos los rincones de la provincia donde le ha tocado viajar, ve médicos de fuera y hay que reconocer el progreso que se ha hecho.

Fue ahí donde me vinieron a la mente las palabras de mi padre. Por supuesto que se han hecho cosas buenas, pero no son suficientes, y es necesario hablar de lo negativo, como lo hizo el Dr. Carrillo: no es posible que el país en general tenga uno de los más bajos números de doctores per capita en el mundo. No es posible que Canadá siendo un país desarrollado tenga comunidades enteras donde sólo hay un médico.

Se necesitan soluciones reales e inmediatas. Doctores los hay - médicos familiares, especialistas y cirujanos de todo el mundo - pero están repartiendo pizzas y manejando taxis gracias a un sistema que los hace a un lado por que no les reconocen sus estudios y porque ni siquiera les toman en cuenta su experiencia. Esto los obliga a tomar este tipo de trabajos para comer.

Esa es la realidad, y aunque al Ministro Smitherman le incomode que le den una dosis de realidad en eventos como éste, no puede tapar el sol con un dedo. Como me lo dijo mi padre hace tantos años, hay que enfocarse en lo malo para arreglarlo, hay que dejarse de habladurías y proselitismo político: hay que poner manos a la obra.

Mario Ferrer
Director Vamos a Canada.

Publicado el 11 de Abril de 2006


 
TorontoHispano.com Toronto Hispano en Facebook Toronto Hispano en Twitter Toronto Hispano en Google Plus Toronto Hispano en You Tube Toronto Hispano homepage